El Ministerio de Transportes elaborará el reglamento que debería estar listo en un plazo máximo de 120 días.

La Cámara de Diputados aprobó la ley que regula el uso de vidrios polarizados u oscurecidos en todo tipo de vehículos, dejando el texto en condiciones de ser promulgado por el Presidente Sebastián Piñera.

La propuesta, ratificada en los mismos términos que lo planteado por el Senado, modifica la Ley de Tránsito en lo relativo al uso de vidrios oscuros o polarizados en vehículos motorizados introduciendo un cambio formal desde la regla general de prohibición.

Actualmente, la norma especifica que los vehículos deberán estar provistos de «vidrios de seguridad que permitan una perfecta visibilidad desde y hacia el interior del vehículo». Además, la disposición prohíbe los vidrios oscuros o polarizados, salvo aquellos que se contemplen en el reglamento respectivo.

El texto aprobado rescata la primera parte de la citada redacción pero reemplaza lo referente a los vidrios oscuros en la siguiente línea: «Podrá contar con vidrios oscuros o polarizados que cumplan con los factores de transmisión regular de la luz u otras cualidades ópticas, y las certificaciones, establecidas en el reglamento».

«Es importante esta poralización dado que genera certidumbre jurídica en la ciudadanía. Un gran paso para los conductores y personas que tienen graves enfermedades a la piel», destacó el vocero del movimiento Polarizado Legalizado Orlando Beroiza. Eso, porque el movimiento alegaba que, más que un fin puramente estético, era una gran opción para quienes sufren de enfermedades a  la piel, el lupus o quienes buscan evitar la alta radiación solar.

Ahora, será el Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones la cartera encargada de elaborar el reglamento que detalle las especificaciones técnicas respeto al tipo y nivel polarizado que deberán contar los vehículos, y que estaría listo en un plazo tope de 120 días.